MISIONEROS TERCER MILENIO

MISIONEROS TERCER MILENIO

Misioneros Tercer Milenio es una publicación editada por OMP en colaboración con 18 institutos misioneros. Nace en el año 2000, pero es heredera de la labor al servicio de la misión de la Iglesia y del espíritu universalista desarrollada por sus predecesoras: las revistas “Pueblos del Tercer Mundo” y “Catolicismo”.

Misioneros Tercer Milenio está destinada a los adultos, y permite estar informado sobre la actualidad misionera en todo el mundo. A través de sus páginas se puede conocer la realidad de los pueblos en los que realizan su labor nuestros misioneros, con acceso de primera mano a sus testimonios, vivencias, experiencias y opiniones.

La revista también refleja la situación de la Iglesia católica y de sus fieles en los países de misión, y las actividades de animación misionera que realizan en España las Direcciones Diocesanas de OMP y Delegaciones de Misiones.

EN ESTE NÚMERO…

 

Además de incluir los temas recogidos en su edición digital, la versión en papel de la revista Misioneros presenta una entrevista con la abuela y misionera seglar, María Jesús Sanz Basterra. Esta navarrica ejemplar, viuda y madre de tres hijos, plenamente convencida de que los cristianos estamos aquí para ayudar a los demás y practicar la fraternidad, no ha tenido ninguna duda a la hora de liarse la manta a la cabeza y cruzar el charco hacia México para, entre otras tareas, volcarse en la atención a los necesitados migrantes que se encuentran de paso por el país. Tras señalar que “acompañar a los migrantes ha sido un regalo”, afirma con contundencia que tiene muy claro “que la misión está en la vida y, donde estemos, yo siempre quiero compartir la vida”.

Aunque más joven, el pasado octubre cumplió 34 años, la protagonista de nuestra sección “Misión Viva”, la misionera de la Pureza de María Micheline Kahite Nyembo, también se muestra plenamente convencida de que “es imposible llamarse ‘cristiano’ y quitarse el apellido ‘misionero’”. Nacida en Likasi, ciudad de la R. D del Congo, a pesar de su juventud lleva media vida comprometida con la labor evangelizadora. “Jamás –subraya- la misión me ha supuesto una carga, porque sé que Dios me acompaña; y cada mañana le doy gracias porque me hace participar en su misión de humanizar el mundo haciendo sentir al otro más humano”. Y el caso es que cada día encuentra algún motivo para estar alegre a pesar de las dificultades de la vida.

Alegre y agradecida se muestra igualmente –en nuestra sección “Ayudamos a…”- la minoritaria comunidad católica de Níger, que ha recibido más de 31.000 € en ayudas de los católicos españoles a través de las Obras Misionales Pontificias de España. Entre otras necesidades, con este dinero “han podido formar y sensibilizar a los niños cristianos y musulmanes en la cultura de la paz”. En la sección “Animación misionera” recogemos las últimas novedades de la Jornada de Infancia Misionera. Finalmente, el comentario a la fotografía de nuestra sección “En el objetivo” viene a ser un homenaje a un “fiel neumático”. En la imagen se puede ver cómo “sobre el volcánico, sucio y triste asfalto”, se impone “una única nota de alegre humanidad: la de un niño y su neumático, persiguiendo la alargada sombra de su ser”.