OMPRESS-CÓRDOBA (3-02-22) En la delegación diocesana de misiones de Córdoba ya han comenzado las reuniones de formación para embarcarse en esta experiencia misionera, que tiene como destino la parroquia de Picota, en la selva peruana, la misión diocesana de Córdoba. Tras la interrupción de la pandemia se prepara una nueva experiencia misionera para este verano, una oportunidad para los jóvenes de las parroquias cordobesas y para todos los que tengan inquietud y deseen realizar esta experiencia.

La parroquia de Picota tiene una extensión geográfica de 2.172 km2 y una población de 46.000 habitantes diseminados en pequeños núcleos urbanos. Antes, en la zona, no había atención pastoral estable y carecían de sacerdotes, ahora, desde hace doce años, cuando comenzó la misión diocesana, ha sido constante la presencia de sacerdotes, religiosas y laicos, con el apoyo constante de la diócesis de Córdoba. Una labor que han respaldado año tras año, “expediciones misioneras” que partían de la diócesis andaluza.

Por ello, desde la delegación animan a sumarse a esta experiencia de misión, poniéndose en contacto con la misma en los teléfonos 957 47 11 92 y 629 80 99 87 o en el correo delegacionmisiones@diocesisdecordoba.com.